lunes, 17 de septiembre de 2012

La mujer como amiga: una conchuda


Cuando Dios creó al hombre y se dio cuenta de que se aburría allí solito en el Paraíso, no se le ocurrió mejor idea que crear a la Mujer para su entretenimiento. Para ello, le quitó al hombre una costilla, y se la puso a Eva. Mi teoría ultra top científica es: esa costilla maldita, es la espina de la mala amistad. Y por eso, en mi teoría, la mujer no tiene en su naturaleza el don del amor amistoso. Pensemos si no, en los hombres: ellos cosechan y cosechan amigos: los tienen de la infancia, del barrio, la escuela, la universidad, la vida, el fútbol, la barra de los domingos, los amigos de la vida, etc. Nosotras, las mujeres, tenemos 3 amigas. Y son todas unas conchudas. Esos momentos en que me demuestran su más vil naturaleza, es cuando deseo haber nacido varón.
Para más referencia, elaboré un decálogo de características femeninas relacionadas con la amistad y una guía de consejos al final de cada una:

# 1- La envidiosa: nunca te apoya un proyecto, un éxito, un logro. Contarle que estás de novia es prácticamente clavarle un puñal en las entrañas. Ella intenta felicitarte, pero su rictus muestra claramente que está sufriendo. El entusiasmo en su voz cuando te felicita, suena igual que cuando te dice “tengo diarrea”. Siempre pisa tu margarita antes que aflore de la tierra, le resulta imposible alegrarse por la alegría ajena porque no conoce ese sentimiento. Las amistades – no amigas – te dan más apoyo y compañía en tus proyectos, que esta amiga. Consejo: con ella, podés compartir tus tristezas y tus miserias, para ello, es la amiga indicada porque te aconseja con placer y gozo. Ella es feliz cuando vos estás pasando tu peor momento.

# 2-  La rencorosa: mi memoria nunca fue mi fuerte. Yo hago, digo y olvido. Mi cerebrito no está capacitado para retener ningún tipo de información y todo mi entorno lo sabe. Sin embargo, el común de las mujeres llevan un contador natural, biológico, alojado en el más recóndito espacio de su ser. Ellas se acuerdan cuando usaste el mismo color de lápiz de labio en la fiesta de Fulano y no te lo perdona, te lo reprocha catorce años después como si tal cosa. No estamos hablando de un reclamo digno por haberle robado el novio, no. Se trata de las cosas más nimias: una mirada fuera de lugar, un comentario poco afortunado, una opinión en contrario. Ella lleva la cuenta en su mediocre libretita mental. No existe el perdón ni el olvido. Porque al final de cuentas, las amigas son para eso (ellas creen): para reclamarse errores toda la vida. Consejo: hagas lo que hagas, siempre encontrará el lado negativo para poder reclamarte algo después. Entonces… ¡portate bien!  (Yo, en tu caso, la mando a volar).

# 3 – La fanática de El Falo (con mayúscula): mientras está sola y soltera, es la mejor amiga que podés tener. Todos los momentos de tu vida, ella los comparte con gusto, así sean tristes o alegres. Pero en cuanto se encuentra con El Falo, olvidala. Si te llama para tu cumpleaños, considerate afortunada. Los pocos encuentros y conversaciones que tendrás a partir de ese momento, serán todos relacionados con El Falo. Guay con decirle “¡che, qué borrada estás!” porque se te viene una catarata de respuestas en mal tono, sin ningún tipo de reconocimiento del tema. Eso sí: en cuanto se separe de El Falo, es toda tuya otra vez. Consejo: aprovechala cuando esté soltera.

# 4 – La loca de mierda: esta amiga es la más inofensiva de todas, a mi entender. Puede tener, como no, muchos atributos maravillosos pero en cuanto decís “MU” te caga a gritos. No importa el motivo de la discusión, ni el lugar mucho menos, ella se despacha con todos sus pulmones y sus argumentos, con una velocidad y caudal de voz sin parangón. Pero después se le pasa y todo vuelve a la normalidad. Consejo: llevá siempre tapones de algodón, contá hasta 10 y poné en práctica lo que no puede la del # 2: ejercé el perdón.

# 5 – La passive agressive: ella nunca te va a criticar... ABIERTAMENTE. No, abiertamente jamás. Pero siempre en sus comentarios hay un pequeño basureito, muchas veces indetectable. Estas minas eligen amigas con poca autoestima, para destruirles el resto que les queda y así manejarlas a su antojo. Comentarios del tipo “¡qué buenos esos cursitos que estás haciendo, seguro te van a re ayudar!”. ¿Se entiende? Consejo: mandala bien a la mierda. Estas conchudas no tienen arreglo.

# 6 – La Fayuta: ella te hace creer que es tu amiga, pero te falla en los encuentros, nunca está cuando debe sino cuando le conviene. Si de casualidad está ahí, justo cuando la necesitás, se disfraza de amiga y hasta puede llegar a ser afectuosa. Pero en cuanto requiere hacer un mínimo esfuerzo, desaparece como por arte de magia. Es hábil para hacerlo con disimulo y nunca confronta situaciones. Es una de las más jodidas de todas, porque te hace creer cariño y te lo quita cuando más lo precisás. También conocida como falsa, trucha, mentirosa, embaucadora, estafadora emocional y mucho más. Consejo: si sospechás que tenés una cerca, hacele una prueba: pedile que te acompañe mientras cuidás a tu sobrinito hiperactivo un sábado a la noche.

# 7 – La chusma saca cuero: a ella le encanta mirar los programas de chismes del espectáculo y aplica lo que aprende en su vida real: te saca el cuero con su madre, sus amigas, su novio y después te encuentra en un cumpleaños y está todo bien. Mientras los otros saben todas tus miserias y lo mal que te quiere tu amiga, ella se pone a conversar con vos al mismo tiempo que le saca el cuero a todos los otros giles que la escucharon hablar mal de vos. Nadie está a salvo. Consejo: no tengas amistades en común con ella, siempre quedarás mal parada: ella no tiene piedad.

# 8 – La jodida a la distancia: ella vive en la loma del kinoto, pero igual se las ingenia para tratarte mal. La llamás y no contesta. Le dejás mensaje, y no responde. A miles de kilómetros de distancia, ella sabe cómo hacerse la difícil. Ella espera de vos todo lo que ella no está dispuesta a dar. Con la diferencia horaria, vos estás disponible para ella a cualquier hora para escucharle sus pesares. Pero en cuanto no te necesita, la jodida a la distancia se olvida de vos. No hay skype ni MSN que valga: de pronto no la ves conectada nunca más y te responde los emails a cuentagotas, como si fuera la Presidenta de Timbuktú. Puede ser que Un Falo se atraviese por su vida, pero como la # 3: en cuanto lo pierda, vuelve. Consejo: mantenela lejos, pero no sólo geográficamente hablando.

# 9 – La competidora: ¿estabas esperando ésta, no? Ésta, señoras y señores, es la más jodida de todas, a mi humilde entender. Ella es brillante, ella es la más linda, la más inteligente, la más sexy, la más TODO. Ella siempre tiene razón, incluso en los temas que desconoce, porque vamos… ¡ella sabe de todo! A ella le queda mejor la ropa, su novio es mejor que el tuyo, sus hijos son más buenos y hermosos que los tuyos, sus brownies son más ricos y esponjosos que los tuyos. Ella hace todo excelente, y vos… rozás lo meramente “aceptable”. Consejo: no pierdas tus energías en discutir ni en argumentar tu pensamiento, ella siempre tendrá la última palabra. Dejala hablar, y mentalmente hacé la lista del supermercado.

# 10 – La egocéntrica: ella cree que la vida de todos gira alrededor de ella. Lo primero que piensa cuando le contás algo, es cómo va a impactar ese cambio en su vida. Si no la llamaste cuando habían acordado, piensa que tenés un problema con ella o que algo te pasa con ella. No se le ocurre que se te pudo haber cortado el teléfono o que simplemente, te olvidaste. No. Todo lo que vos hacés o dejás de hacer tiene que ver, indefectiblemente, con ella. Ella es quien, en este preciso momento, está pensando que todo lo que escribo, es por ella. Y sólo en esta oportunidad, tiene razón.

Aclaración: varias características pueden coexistir en una misma amiga conchuda. En ese caso, ¡huye, huye para no volver!







7 comentarios:

  1. Tal cual!A algunas hasta las reconozco,podria poner sus nombres,pero no,no lo harè,porque yo no soy una CONCHUDA,pero deberia serlo para llevarme bien con las demas mujeres.Jess,un consejo,practicà màs tu CONCHUDEZ...

    ResponderEliminar
  2. Gracias Jebus por nacer machito!!!! jajajajajajajajajajaj .... GENIA JESSICA BOIANOVER!!! excelente Post :-)

    ResponderEliminar
  3. Digo algo? No, mejor no digo nada.
    Solamente me entristese bastante. Y como para no quedar como una conchuda más, que tal si recuperás algo de otras mujeres?
    No encuentro el humor, sólo amargura que se traduce en misogínia.

    ResponderEliminar
  4. EXCELENTE!!! Ya identifiqué a varias "conchudas"! Lo comparto en mi muro!!!

    ResponderEliminar
  5. jaja... me encanto! Lo haré extensivo a mis adorables e imprescindibles conchuamigas!
    Caro
    pd: a ver si lo publica sin generar un usuario...

    ResponderEliminar
  6. me reconozco en algunas jjajjajajajajajajjajajajjajajjajajjajajajjajajajajajajjajajajjajajaajjajajajajjajajjajajajajjajajajajajajjajaja

    ResponderEliminar
  7. muy bueno!
    tambien se aplica a los amigos putos y a algunos amigos mùsicos. Re.

    ResponderEliminar